1. Síntomas de sequedad

Los síntomas de sequedad pueden variar de un paciente a otro pudiendo en algunos casos llegar a ser muy graves.

Su presentación crónica, lenta y progresiva varía con el tiempo en intensidad y frecuencia, alterando la calidad de vida del enfermo, que se ven muy influidos por factores externos (estrés, psicológico, ánimo, meteorología…). Los síntomas más frecuentes que presentan más del 95% de pacientes con esta enfermedad, son:

  • Ojo Seco (xeroftalmia) – Ocasionado por la reducción en la producción de lágrimas por las glándulas lacrimales, que produce sensación de quemazón, arenilla, dolor en los ojos y visión borrosa.
  • Boca Seca (xerostomía) – Ocasionada por la reducción en la producción de saliva, que produce sequedad de boca, dificultad para masticar, tragar y hablar, mayor facilidad para desarrollar caries e infecciones en la boca así como inflamación e irritación de encías y lengua.

Otros síntomas de sequedad:

  • Sequedad nasal (dolor, sangrado, pérdida de olfato)
  • Sequedad de piel (irritación, picor, heridas fáciles)
  • Sequedad vaginal (dolor en las relaciones sexuales, infecciones)
  • Sequedad de la faringe (tos seca, irritativa)

 

Referencias:
Ramos Casals M., Brito-Zerón P., Sisó-Almirall A., Bosch X. Primary Sjögren syndrome. BMJ. 2012 Jun 14;344:e3821
Fecha creación: 30 /10 /2008
Primera actualización: 09 /09 /2015
Fecha actualización: 18 /11 /2018

 

© 2018 Diseño y desarrollo SAO Branding.
El presente sitio web podrá utilizar cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para más información sobre las cookies utilizadas y su desactivación pincha aquí